lksjg76

Cuando baila Colombia
cuando canta Francia
cuando nucita Italia
Alemania en vainilla y chocolate
Pakistán en hola y adiós
¡o India en cada calle y viaje!
Cuando la historia es la noche
y las lenguas el horizonte
Porque somos la tierra
y nos somos entre las aguas
Por ti que no te has ido
Por mí que permanezco
Por quienes somos
y hemos sido
Un futuro que sí será
y un dolor que no rasguña
la felicidad de mi tiempo
contigo.
la felicidad de tus sonidos
y tus silencios.
Porque eres una vida
y la vida.
Todas las vidas.

lajsdn254

Cuando la sombra acusa,
también acosa.
¿Te persigue
la acusación acaso?
En las formas del vida
sólo hay dos ocasos.
El nacer y perecer.
O el amanecer.
Un paso.

kjsf7

La historia de los humanos modernos tiene poco más de 250 mil años. De comportamiento moderno, es decir, lenguaje, arte figurativo y religiosidad, hace unos 35 mil años. Las pirámides de Giza en Egipto se finalizaron hace unos 4500 años. El Renacimiento tomó lugar hace unos 500 años. La Independencia de los países en América Latina empezó hace 200 años. Y en todos esos 250 mil años, tomó 249.917 para que la primera mujer en Colombia fuera a la universidad, 249.939 años para que la mujer ejerciera en Colombia el voto y accediera, par de años después, a la planificación familiar; momento en el cual la fertilidad empieza a decaer notablemente de 6.5 hijos por mujer en edad fértil a los actuales 2.1. Estadística presente tanto en Colombia como, en general, en el mundo. Así: que salgan con el cuasi-insulto de usar el término feminazis, con que ahora les parece que todo se volvió acoso sexual o que se burlen de la crítica a la masculinidad hegemónica, bueno, son caprichos fundamentados a medias de quien no ha sido históricamente, por el 99.98% de esos 250 mil años, discriminado, excluido o abusado. Sin chistar, sin reclamar, con la cabeza baja, porque así ha sido siempre. El 8 de marzo reivindica que sin chistar ni más, sin reclamar jamás, con la cabeza siempre alta y porque no tiene por qué ser más de esa manera: por el bienestar de las mujeres, porque se lo merecen, y por el de los hombres, porque nos conviene. #quesaludos

s

Déjame el silencio y tus pupilas, la forma de tus labios y tu ausencia, quédate en vacío o vete al infinito con la piel de mis manos.

p

Persiguiendo tu sombra o tu luz, las formas de cada uno de tus cabellos o tu piel. Cuántos somos que sólo callamos, cuánto somos que tu voz aguardamos. Yo me escondo en las grietas de tu silencio.

/

El misterio de las sombrillas que nunca encajan de nuevo en sus bolsitas.

a

Soy agua de las esquinas, viento de las rendijas. Una ventana hacia las montañas. Los cables del horizonte. La carretera vacía.

.z

Sugieren ventanas y vidrios
espejos de lo que fuimos.
¿Cómo escapar del cristal de tus ojos? ¿Cómo detener el río de tu silencio? Callas.
Eres montaña de arena
espalda de certeza.
Vacío.

Dhwkwi6

Se abren los ojos
por las sombras
y los ríos.
Son sólo hojas tiradas
en el piso
que nadie ve,
ramas rotas
que todos pisan.
El cemento de la vida
o el asfalto del aire
que todos escupen.

Cumpleaños 35

Hoy son mis años treintaicinco. En la barba ya tengo canas, me dejan roto las caravanas y al otro día en las mañanas no puedo dar ni medio brinco.

Hoy miro hacia el frente y hacia atrás también miro. Calculo ya mi siguiente tiro. Corro, doy la vuelta y giro. Quieto, firme, contundente. Hoy dejo de ser y quizás soy. Dejo de suspirar y tal vez voy. ¡Al mañana que no será hoy!

¿Quién seré sino el silencio? Las calles del olvido, el cuerpo adolorido, lamentos y quejidos. Voz sin vos, garganta y tos Ruido en firme silencio. ¿Quién seré sino la luz? Cuando cansado, río; cuando feliz, lloro; cuando soy yo agua del río, cuando fluyo entre mis poros. Viento libre, rendija de luz.

Son todas las sombras, son muchos los miedos. Hay penumbras y ruedos, mentiras, falacias: ¡remedos! Todo lo que no se nombra

Son todas las caricias, son todas las delicias de la inesperada fiesta que sí se presta a la fuerte risa, a disfrutar sin prisa, a olvidar también, a recordar el tren que ya se fue y no se ha ido; que si un día fue ya se me ha perdido.

Hoy son mis años treintaicinco. Sí, de cuerpo incompleto; sí, de altura a medias; ¡Repleto calvo esqueleto! Aventuras y hasta tragedia. De peldaño en peldaño, incluso a veces sin cinco, hoy son estos mis años: ¡se amontonan treintaicinco!

h

Pronto llegas y contigo la calma, el sueño y la vida. Sombra que apacigua, lluvia que refresca.

s

Se caen o se derraman. Se oxidan o se rompen. Somos la carne y su sangre, la forma de los vacíos que siempre han sido. Una línea sin grosor. Tu nombre.

!

Arriba los que compramos ropa XS.

lkmf09

El miedo profundo.
El cambio de sentido.
Cuando se es víctima
después de haber sido
victimario.
Cuando se ha estado
sujeto.
A las condiciones
del otro lado.
El encuentro profundo
que viene con dolor.

o

Callas y todo lo dices, te ausentas y todo lo dejas. Abandono el río sin agua, me lanzo al vacío de tu sonido. ¿Quién eres sino lo que imagino cuando no estás?

z

Esperando la espera que inicia hoy. Sentado contando cada segundo, sentado rayando cada momento del azar, revisando si ha llegado, mirando la puerta, mirando la ventana. Aprieto ya mis manos en los bolsillos. Me recuesto. Elusivo sueño de estar vivo.

$

Por todas esas veces que he mordido hasta la servilleta.

a

Voy despacio, agotándome de afán. Siendo el agua que se evapora en el verano. El óxido de los tiempos idos. Son pocos los mañanas o se aproxima silencioso un adiós.

g

Tu voz que recuerda las luces de la mañana. Hay magia en tus palabras. La calidez de la sombra al medio día. Un pájaro que vuela, el mar al fondo en calma.

y

El intercambio de miradas entre desconocidos, la duda de mirar cuando no se mira, la certeza de mirar cuando no te miran. Que nada pase. Que inunde de olvido. Que se diluya lo que nunca pasó.

j

Tú que estás en la luz y en las sombras. Yo que siempre a tu lado estaré. La bruma o el frío, la tormenta o el vacío. A cada paso. Cada lágrima y todas las sonrisas.

"

El descaro de ofrecer una bandeja paisa gigante y preguntar: ¿con sopa?
(Y decir sí y ¿tiene ají?)

#

El problema de la personalización es que termino pidiendo un maduro con bocadillo y queso sin queso ni bocadillo, una bandeja paisa sin chicharrón ni carne ni chorizo y con huevos revueltos, y una hamburguesa de queso sin queso y sin cebolla y a veces con arepas en vez de pan.

d

Acosa procesar lo que la boca aulla. Hay vientos que auguran el dolor y la soledad. Cada día el vómito de seguir siendo. Y de esperar ya no ser.

=

Mi propósito para el 2018 es escucharme un álbum completo de Ricardo Arjona.

i

El rumor de la alcoba que un día guardó el cuerpo o lo escrito en las baldosas que una noche alojaron las estrellas. Las formas cambian, mas la estadía de la memoria permanece.

b

De las calles, su cemento; de las lágrimas, su sal. Pieles sin cuerpo, ojos que no son, que nunca verán.

+

El mágico instante de encontrarse de repente un billetico en un bolsillo.

d

Me deshago porque es noche, me diluyo porque es lluvia y silencio. En los espejos del sueño me seré vacío y me completaré ajeno en la silueta de mis partes: del desarme silencioso de un todo.

u

¿Con quiénes se habla lo que nadie quiere escuchar? ¿Quiénes son los oídos o las tumbas? ¿La certeza de la duda?

x

Se fueron esos días y así esas felicidades. Rehaciendo lo imposible somos ese futuro que ya no será, las posibilidades abiertas, las venas sin sangres de la historia.

&

En ninguna otra época del año el rojo, el dorado y el verde combinan. Menos mal la Navidad se celebra con licor y mucha comida. Así no nos damos cuenta hasta cuando ya es tarde y es mejor dejarlo así. #FelizNavidad

r

Simple pero basta, sencillo pero colma. El sueño y la vigilia de quien no soy pero que observo: espectador y actor.

lisjg7

¿Cuánta falta?
Ya es.
Hubo un hoy
que ya es
mañana
Contigo
cuando soñamos:
En el café
cuando nos miramos
Silencios
que nunca fueron
¡O pájaros
que sacrifican
sus vuelos!
Cemento
y acero.
Armas de ganas.
O tiempos de espera.
Hilando la lana
somos
las estrellas que veremos
Los luceros
¡que ya somos!
Eres un ya
que nada falta
Soy un yo
que te espera.

i

Tranquilidad del agua cuando susurra, de los vientos cuando acarician. Tarde de la vida, aún no es tarde en tu vida.

s

Te callas los cuerpos, las tierras, lo que escondes. Sólo eres la voz cortada, las letras mudas, el fondo de tu sonrisa.

,

Para mí es difícil entender que haya quién prefiera los días no soleados a los soleados. Pero también hay quienes están de acuerdo con el todos y todas, el todas y todos, el tod@s y el todxs. O la todas y todos, la todos y todas, la tod@s y la todxs. O l tods.
Como yo.

f

Los colores de quien ha partido, el aroma de la noche. Cuando llueve, vuelves, cuando escampa estás. ¿Quién eres sino la rendija, la brisa, las gotas?

:

Ojalá algún día superemos la cantadera de himnos: el nacional, el del departamento, el de la ciudad, el del colegio, el de la cooperativa y definitivamente el de la junta de acción comunal.
(Aplica para banderas y escudos)
O hagamos un karaoke.

o

Soy las formas y los huecos, vacíos de baldosas rotas. Elemento de los gritos, corpúsculo sin luz.

lskdjfls726

Ya llegas
y yo estoy
Ya vienes
¡No me voy!
Cuántas felicidades son
las de tenerte
Cuántas tristezas
-que ya no son-
las de extrañarte
Ay por la dicha
y el sueño
de cuando durmamos
y soñemos la vida
¡despiertos!
en el café
viviendo el agua:
saboreando la noche
(y tus mañanas)
nocturnas ellas
Siempre tranquilas.

s

Se fueron dos cuerpos entre las hojas y las aguas. Circulan las piernas como el polvo entre las rendijas.

lskdhf83

Llegas cada día en voz, cuerpo vacío que nadie es.
Llegarás un día: silueta del mañana, masa de lo que será.
Material que comprime mis lágrimas.
Mis risas.
Cárcel que ni el viento oprime.
Juguetes del viento que representas.
El pincel de tus tiempos,
la línea de mis suspiros.

b

Oscuro estás, olvido de las rocas, montaña vacía.

v

Y así habló, un día en la tarde, cuando afuera yo me mojaba, mientras tu te protegías.

(

Tener mucha ropa debería ser motivo de vergüenza social.