Y si me peino...

Me humillo ante la cosa
cuando saco la cosa de un saco.
Del infinito saco que es cosa infinita
de infinitas cosas.
Cosa por cosa se hace aveces toda la cosa.

Me caigo aquí cayéndome allá.
En la cosa máxima que es el ya.
En lo que ya no es y es el ya fue.
Y de lo que se viene y es el ya será.
¿Qué es lo que no es?

Serán las cosas sumergidas en los sacos.
Serán mis rodillas.
Serán mis espadas.
Serán mis armas, mis cosas.
Serán mis sacos:
Arrugados. Rotos. Viejos.

¿Serán mis espejos?
Publicar un comentario